viernes, 6 de noviembre de 2015

Exposición fotográfica de Jose Ángel Campos

Se trata de una serie de instantáneas, de medidas 40×69 cm, que muestran su amor por su tierra y la tradición minera familiar: “toda mi familia, padre, abuelos y tios son de gran tradición minera y aunque yo no pude serlo, esta tierra y su río Tinto me atrae como un imán a un hierro”, explica Campos.

Y es que, con esta especial relación con la tierra que lo vio nacer, José Ángel Campos es más que un aficionado a fotografiar el entorno minero de Nerva, “desde hace unos doce años y tengo unas diez mil fotos”, según cuenta. Asegura además que la espectacularidad del río sobre todo en estas fechas y la belleza de la zona sobre la que pone el objetivo de su cámara, le produce sentimientos casi indescriptibles y con los que puede incluso retroceder en el tiempo a momentos de su infancia, “cuando de niño viví los accidentes de mi padre y la solidaridad de la gente” y sobre todo respirar el ambiente minero de entonces, valiente y libre: “cuando entro en una mina abandonada en su silencio siento sensaciones muy especiales, sin miedo a nada que me haga retroceder”, apostilla, Campos.

 

Del 6 de noviembre al 11 de diciembre.

Lugar: Cervecería Robles.

Nerva

Se trata de una serie de instantáneas, de medidas 40×69 cm, que muestran su amor por su tierra y la tradición minera familiar: “toda mi familia, padre, abuelos y tios son de gran tradición minera y aunque yo no pude serlo, esta tierra y su río Tinto me atrae como un imán a un hierro”, explica Campos. Y es que, con esta especial relación con la tierra que lo vio nacer, José Ángel Campos es más que un aficionado a fotografiar el entorno minero de Nerva, “desde hace unos doce años y tengo unas diez mil fotos”, según cuenta. Asegura además que la espectacularidad del río sobre todo en estas fechas y la belleza de la zona sobre la que pone el objetivo de su cámara, le produce sentimientos casi indescriptibles y con los que puede incluso retroceder en el tiempo a momentos de su infancia, “cuando de niño viví los accidentes de mi padre y la solidaridad de la gente” y sobre todo respirar el ambiente minero de entonces, valiente y libre: “cuando entro en una mina abandonada en su silencio siento sensaciones muy especiales, sin miedo a nada que me haga retroceder”, apostilla, Campos.   Del 6 de […]
2015-11-06
2015-12-11
Neva Neva